CO2 global ¿vamos bien?

miércoles, 31 de octubre de 2018

¿Estoy pagando cara mi factura de la luz?

Llevamos un tiempo en que existe mucha alarma social en medios con el precio de la luz y casi todos los días vemos en telediarios y prensa noticias alarmistas sobre lo que está subiendo la factura. Sin que ello deje de ser cierto, lo que no se explica en ningún lado es que cuando se habla del precio de la factura de electricidad, normalmente se hace sobre la tarifa regulada, que actualmente es la que disfrutan menos de la mitad de los consumidores.

Con el gran desconocimiento generalizado que hay sobre cómo interpretar la factura, no es de extrañar que la gente ni siquiera sepa si estas noticias, siempre tan alarmistas y negativas, les afectan directamente o no, o sea si está en el mercado regulado o en el mercado libre. De hecho ¿saben que existe un mercado regulado y uno libre? Con este artículo pretendo arrojar "un poco de luz" ;) sobre estos temas

Tipos de mercados donde podemos contratar electricidad

El consumidor doméstico (para potencias contratadas de menos de 10 kW) puede elegir entre estar en el mercado regulado o en el mercado libre. Pero ¿cuáles son y qué diferencias tienen?

El mercado regulado es el que tiene las tarifas llamadas  Precio Voluntario al Pequeño Consumidor o PVPC y el mercado libre es todo lo que no es PVPC. La diferencia entre uno y otro es en quién impone las condiciones en el contrato de electricidad:
  • El mercado libre está formado por cientos de comercializadoras, incluidas las grandes, y cada una de ellas impone sus reglas: precios y sus actualizaciones, permanencias, servicios adicionales, etc.
  • El mercado regulado está formado por las siguientes Comercializadoras de Referencia (COR):

EDP COMERCIALIZADORA DE ÚLTIMO RECURSO, S.A.
ENDESA ENERGIA XXI SL
TERAMELCOR SL
CHC COMERCIALIZADOR DE REFERENCIA, S.L.U.
VIESGO COMERCIALIZADORA DE REFERENCIA SL
COMERCIALIZADORA REGULADA, GAS & POWER (Gas Natural Fenosa)
IBERDROLA COMERCIALIZACIÓN DE ÚLTIMO RECURSO, S.A.U.
EMPRESA DE ALUMBRADO ELECTRICO DE CEUTA COMERCIALIZACION DE REFERENCIA SA

En las tarifas PVPC las reglas no las imponen las comercializadoras, sino que las fija el Estado, con lo que da igual en cuál de ellas estés y todas te van facturar exactamente igual. El precio de la energía está ligado al mercado mayorista y por tanto no tiene un precio fijo y ahí el Estado no puede intervenir, pero si fija cómo debe ser el traslado de dicho precio a la factura. No existe permanencia y por tanto penalizaciones temporales, no existen servicios adicionales, no existen actualizaciones de precios (a menos que sean de los peajes) NI DESCUENTOS (salvo para el Bono Social) y además es la tarifa que más protege al consumidor cuando existen conflictos (en mercado libre si una incidencia se tuerce debes ir a juicio, en mercado regulado hay organismos oficiales para su resolución).

Vemos pues que las grandes están tanto en mercado regulado como en mercado libre y aunque el nombre legal de la empresa debe ser diferente, en la práctica utilizan logos y nombres muy parecidos para sus facturas de un mercado y el otro, lo cual puede crear confusión en el consumidor que no sabe si su compañía es la de mercado libre o regulado. Llegados a este punto podemos plantearnos...

 ¿Cómo sé si estoy en mercado regulado o libre?

Pues es el gran quid de la cuestión, porque las comercializadoras de las grandes eléctricas no sólo utilizan nombres y logos parecidos sino que sus facturas de mercado libra ahora son bastante parecidas a las del regulado  (donde el diseño también es tarea del Estado y aquí tienen un punto negativo al no obligar a incluir una marca de agua gigante en la factura que ponga PVPC, mercado regulado o algo similar).

Hay varios métodos para saberlo. Uno podría ser quién emite la factura: si es alguna de las compañías indicadas estaremos en el PVPC sino, no. Pero lo mejor es coger la lupa e ir a la primera página de la factura. En el apartado de "Datos del Contrato" en "Tipo de Contrato" deben aparecer las palabras mágicas PVPC si es así estaremos en el mercado regulado. Si no aparece ese apartado ni epígrafe en la primera página con PVPC, entonces no estaremos en el mercado regulado.

Recientemente se ha obligado a las eléctricas a distinguir claramente nombres y logos, con lo cual tocará aprenderse los nuevos (con lo fácil que es la marca de agua gigante....)

Vale, ya sé si estoy en mercado regulado o en mercado libre, 

Y ahora ¿qué?

A la hora de reducir nuestra factura, la idea tradicional de ahorrar energía, aunque es perfectamente válida, debido al relativamente bajo impacto que ello supone, no es la medida más efectiva en la mayoría de los casos y lo que se impone son la optimización de otros parámetros.

Así que ahora toca saber a cómo estás pagando tu factura y cuál es tu actitud con respecto a ella, para eso vamos a ver los posibles casos.
  1. Si resulta que estás en mercado regulado, no entiendes mucho de este tinglado, ni te interesa aprender, no eres activo y no te gusta hacer cambios, quédate ahí, el PVPC está hecho para ti y es tu mejor opción porque estarás pagando un precio realmente ajustado con la seguridad de que no te pueden engañar.
  2. Si estás en mercado libre con una comercializadora que no es de las grandes y no te encuentras (muy) incómodo con tu factura quizás también deberías quedarte con ella: normalmente las pequeñas y sobre todo las "verdes" suelen ser tu aliado y te ayudarán en lo que puedan con tus gestiones e incidencias. Muchas veces sólo por eso ¡ya merece la pena estar con ellos!
  3. Si estás en mercado libre y crees que pagas mucho pero eres una persona como la del caso 1, lo mejor es que llames a la COR que menos te disguste y pidas pasarte al PVPC: tu bolsillo te lo agradecerá.
  4. Si estás en mercado libre y crees que pagas mucho pero eres una persona que se interesa por la factura, más allá de quejarse por lo cara que la paga, veamos qué podemos hacer:
Coge tu última factura y ponte delante del ordenador, tableta, móvil, etc e ingresa la dirección del simulador de facturas de la CNMC: https://facturaluz2.cnmc.es/

Por simplicidad pincharemos en contador tradicional, aunque ya te hayan puesto el nuevo, la diferencia, normalmente, no será muy significativa. Ve ingresando los datos que te pide (fechas de consumo desde-hasta, consumo, zona, nombre del peaje y potencia contratada e importe del alquiler del contador). Todos esos datos vienen en tu factura y sólo tienes que buscarlos y trasladarlos al simulador. Pulsa el botón inferior de calcular para que te dé el resultado de la simulación.

Tan sólo resta comparar el resultado con tu factura. Si eres de los que guarda las facturas, prueba a hacer lo mismo con otra de varios meses atrás.

Si el importe de las simulaciones es superior a tu factura, enhorabuena tienes un precio bastante ajustado, pero recuerda que si estás con una de las grandes, cuando te venza la oferta te subirá mucho la factura y será el momento de volver a comprobarlo

Si el importe de las simulaciones es inferior a tu factura y quieres ahorrarte unos euros al año (en muchas ocasiones será una cantidad considerable) pásate al PVPC con la comercializadora que menos te disguste de la lista anterior (recuerda que las condiciones y precios van a ser igual en cualquiera de ellas).

¿Y por la potencia contratada no me puedo ahorrar nada? ¿Y por la discriminación Horaria?

¡Claro que si!. En la inmensa mayoría de los casos podrás hacer una rebaja en la potencia contratada y pasándote a Discriminación Horaria sin necesidad de cambiar hábitos, pero en estos casos la cosa se complica algo más:

Bajar la potencia contratada, a día de hoy, es casi un acto de fe. La regla es que si no te ha saltado nunca el automático, seguramente puedas bajarte algo la potencia, pero ¿cuánto? Esa es la gran pregunta. Hasta ahora los cambios debían ser en escalones de potencia normalizada, o sea 1,15 kW lo cual nos hacía ahorrar unos 61€/año por cada escalón que fuéramos capaces de bajar (con un coste de unos 11€), pero recientemente tras la aprobación del RDL 15/2018 se permite hacerlo en saltos de 0,1 kW (siempre que se tenga instalado el nuevo contador) con lo cual la confusión está servida...o no, si tenemos algo de paciencia para esto y estamos en el mercado regulado, porque según este Real Decreto las Comercializadoras de Referencia (las COR que ofrecen el PVPC) deberán informar a sus clientes sobre sus potencias demandadas. Con ese dato ya podremos hacer un ajuste sin ir "a ciegas". 

Si estás de suerte y tu distribuidora es Iberdrola (es la única distribuidora que proporciona esa información desde la introducción de los nuevos contadores) debes darte de alta en su web (¡ojo! distribución, no comercialización) para verlo de manera gráfica y muy intuitiva. ¡Bien por Iberdrola!

Con respecto a la Discriminación horaria, tenemos dos opciones:
  • La complicada, siempre que tengas contador de los nuevos
- tienes que darte de alta en tu distribuidora (ojo, no la comercializadora)
- descargarte los datos de tu contador, cuanto más amplio sea el periodo mejor
- Con el fichero .CSV descargado introducirlo en el simulador de factura anterior, esta vez entrando por la opción "contador inteligente"
- Comprobar si la simulación con discriminación horaria trae más a cuenta

  • La paciente y facilona si estás en PVPC
El nuevo RD trae otra ventaja y es que las COR también nos proporcionarán esa información en breve, así que será sólo cuestión de esperar a que sea efectiva. De media podemos ahorrarnos fácilmente en la factura entre 60 y 120 €/año.

El esquema resumen de pasos sería el siguiente:



No hay comentarios:

Publicar un comentario